Porque más vale prevenir que curar, háztelo mirar.

miércoles, octubre 10, 2007

Un medicamento contra la epilepsia ayuda también a los alcohólicos

Un medicamento recetado para los pacientes que sufren ataques de epilepsia y migrañas podría ayudar a los alcohólicos a abandonar este hábito, según señala un estudio divulgado en el Journal of the American Medical Association (JAMA).
El informe destaca que con un tratamiento durante 14 semanas de la droga Topamax, los grandes bebedores son capaces de reducir la cantidad de alcohol que consumen y aumentar el número de días en los que se mantienen totalmente sobrios.
Los resultados sugieren que el medicamento puede ser una herramienta necesaria para los alcohólicos que se encuentran en la etapa más dependiente y los ayudaría a hacer frente a los motivos que los llevaron a caer en este vicio.
"Esta es una buena noticia para las personas en crisis", señala el profesor Bankole Johnson, principal autor del estudio y director del Departamento de Psiquiatría y Ciencias Neuroconductistas de la Universidad de Virginia (este). "Éste es un medicamento que pueden obtener de su médico, lo que significa que pueden recibir tratamiento en la comunidad, en vez de tener que abandonar sus trabajos y sus familias en busca de tratamiento en un instituto de rehabilitación", agrega.
Johnson precisa que esta droga reduciría la ansiedad por el alcohol, al tratar el desequilibrio de los neurotransmisores en el cerebro que se han visto afectados por el consumo durante largos períodos.
Un total de 371 alcohólicos participaron en el estudio, que se prolongó 14 semanas. Previamente, los participantes declararon que bebían 24 días de 30, y se mantenían sobrios sólo tres días al mes. Y que en sus malos días llegaban a consumir alrededor de una botella y media de vino o doce cervezas diarias.
La mitad de ellos recibió 300 mg de Topamax por día, y el resto un placebo. Todos asistieron a 15 minutos de charlas por semana con una enfermera que los alentaba a continuar con el programa. Al finalizar el tratamiento, quienes fueron tratados con Topamax lograron reducir su consumo a 3,5 copas de vino por día ó 3,5 latas de cerveza, aumentando la cantidad de días que se mantienen sobrios: 16 ó 17 al mes contra tres. (El grupo tratado con el placebo también señaló avances, pero aquellos que recibieron la medicación disminuyeron su consumo diario cuatro veces más.)



0 Comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Enlaces a este artículo:

Crear un enlace

<< Inicio